De entrenadores y libros

 

Es aplaudible que en cada rincón de cualquier país aparezcan entrenadores de Ajedrez. En los últimos tiempos han surgido entrenadores – incluso certificados por la FIDE como parte del negocio para hacer dinero con los títulos- que simplemente son jugadores de algún nivel que se autocalifican con ese nombre.  Sin embargo, no por jugar bien el blitz, aparecer en la lista ELO FIDE, haberse leído dos o tres libros de ajedrez y dominar algo del CHESS BASE, se logra ser un buen entrenador de Ajedrez.

Un entrenador de cualquier deporte debe ser una persona dueña de una formación con correcta base técnica, con un mínimo de  experiencia como deportista y preparado para transmitir sus conocimientos con metodología, pedagogía y fundamento, para que el discípulo pueda asimilar las enseñanzas y alcanzar resultados relevantes. En el caso del Ajedrez es importante también, poseer una aceptable Cultura Ajedrecística que le permita enriquecer diferentes aspectos al brindar una clase. O sea, tener un background de los elementos o el tema que se está enseñando.

Enseñar Ajedrez no es un pasatiempo comercial. Es una tarea seria que se debe asumir con responsabilidad y disciplina para lograr que el alumno avance en línea recta y no en curvas donde a veces se adelanta un paso y se atrasan dos mientras el tiempo avanza de forma implacable. En ocasiones la falta de criterio técnico provoca que se piense (o se asuma) que entrenar es una tarea sencilla y que cualquiera con disposición la pueda ejercer. Tener disposición es importante, pero sólo eso no asegura el éxito.

Es aplaudible que en cada rincón de cualquier país aparezcan entrenadores de Ajedrez, pero considero que al menos deben tener, además de disposición e interés de enseñar, apropiados conocimientos técnicos y un bagaje integral que le permita ejercer con eficiencia su labor.  Si  para limpiar zapatos en una avenida se necesita un poco de arte y alguna técnica, imaginemos cuantos pocos de arte y técnica se requieren para enseñar Ajedrez.

No basta con enseñar una Apertura con la computadora por delante si no se tiene el conocimiento conceptual de la misma. Cómo Usted va a enseñar la Defensa Siciliana sin conocer la razón de su origen y sus planes estratégicos?  O cómo va a enseñar la variante del Cambio de la Apertura Española sin dominar aspectos de la Conformación de peones, sin conocer la partida Lasker vs Capablanca, San Petersburgo 1914, o las victorias de Fischer con esa variante en la Olimpíada de La Habana 1966?…por mencionar sólo dos ejemplos.

Pasar partidas desde la computadora es fácil y sencillo; lo difícil e instructivo es poder dominar y enseñar los aspectos estratégicos y tácticos que la envuelven. De esto existen cientos de ejemplos que no se aprenden en un día, estudiando tres libros y leyendo cuatro revistas. El Ajedrez es una Ciencia y como tal, es una carrera alejada de la improvisación y que conlleva mucho tiempo de estudio y preparación para llegar a ser un  buen jugador o entrenador.

Por experiencia propia como jugador y entrenador considero que hay decenas de libros que verdaderamente enseñan Ajedrez y que no son puramente manuales comerciales de los que abundan hoy en día. En la actualidad y debido al desarrollo de la tecnología de la informática y la comunicación, se editan cientos de libros que brindan mucha información. Asimismo, videos y tutoriales por montones. Pero lo importante para el estudiante no es la abundancia sino, la correcta clasificación y la precisa selección entre tanta variedad de material ajedrecístico.

Citaré 10 libros que instruyen al ajedrecista y que pueden aportarle conocimientos necesarios e importantes en su formación como jugador o entrenador. Este listado de libros/manuales abarca los Conceptos Fundamentales del Ajedrez de la Apertura, el Medio Juego y el Final; asimismo elementos imprescindibles de la Estrategia, la Táctica y los Finales. Igualmente aportan una Cultura Ajedrecística general que permite asimilar con mejor comprensión cualquier tema de estudio y a la vez que conocer sobre el maravilloso acervo histórico del Juego Ciencia.

1.- Fundamentos del Ajedrez / José R. Capablanca

2.- Tratado General de Ajedrez / Roberto Grau

3.-Mi Sistema / Aaron Nimzowitch

4.- Mis mejores partidas / Alexander Alekhine

5.-El Arte del Sacrificio / Rudolf Spielmann

6.- Ajedrez de Entrenamiento / Alexander Koblenz

7.- Finales Prácticos / Paul Keres

8.- Entrenamiento de élite / M. Dvoretsky y A. Yusupov

 

9.- Turning Advantage Into Victory in Chess / Andrew Soltis

10.- Mis geniales predecesores / Gary Kasparov

About the Author:

Maestro Internacional de Ajedrez FIDE Trainer Licenciado en Economía Articulista